Estas monedas fueron fabricadas en forma primitiva, por falta de maquinaria especializada. Se hacían en forma artesanal, con una técnica muy rudimentaria y defectuosa y sin reglas claras de forma y de tamaño; lo importante era que cumplieran con las ordenanzas reales en cuanto al peso, la ley, el escudo real, el valor y la fecha de acuñación. 

Pero como los discos eran golpeados a martillo y las monedas, después de ser acuñadas, eran recortadas con tijeras para ajustarlas al peso legal.

Siguenos

Main Menu